Ir al contenido principal

El mercado libre: un tema de sistemas

Ésto no es un tema de economía, es un tema de SISTEMAS:

Todo control o manipulación de precios , incluyendo todo control o manipulación de precios de cualquier moneda, es lisa y llanamente destrucción de la información que es vital e imprescindible para que las cosas funcionen y converjan hacia el interés general, que no es otra cosa que la agregación e intersección de los intereses individuales que se expresan como interacción de las valoraciones subjetivas en los precios libres.

Los enemigos de la libertad y los intermediarios de la miseria y la limosna lograron instalar la completa falacia de que sin planificación centralizada las economía queda librada al azar, sin control inteligente.

Pero es todo lo contrario: el mercado libre no está impulsado por el azar , ni por el viento ni por un juego de dados sino por la agregación de las inteligencias,  intereses, necesidades y deseos individuales de millones de personas interactuando .

La "cantidad" de inteligencia y el "efecto red" que impulsa al libre mercado es infinitamente superior y mas acoplada al "interés general" que la de cualquier grupito de planificadores iluminados que creen conocer lo que es bueno para multitudes de individuos únicos a los que no tienen el gusto de conocer.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Altruismo vs. Benevolencia y Bondad

Del diccionario de la Real Academia Española: benevolencia: Del lat. benevolentia. 1. f. Cualidad de benévolo. benévolo, la Del lat. benevŏlus. 1. adj. Que tiene buena voluntad o simpatía hacia las personas o sus obras. bondad : Del lat. bonĭtas, -ātis. 1. f. Cualidad de bueno. 2. f. Natural inclinación a hacer el bien. benignidad Del lat. benignĭtas, -ātis. 1. f. Cualidad de benigno.  benigno, na Del lat. benignus. 1. adj. Afable, benévolo, piadoso. 2. adj. Templado, suave, apacible. Clima benigno. altruismo : Del fr. altruisme. 1. m. Diligencia en procurar el bien ajeno aun a costa del propio. 2. m. Ecol. Fenómeno por el que algunos genes o individuos de la misma especie benefician a otros a costa de sí mismos. "Altruísmo" y "benevolencia" no son conceptos equivalentes porque si bien tienen en común la procura del bien ajeno, no coinciden en su propósito. En el altruísmo el bien ajeno es NECESARIAMENTE un fin en sí mismo, es por ésa razón

Subjetivismo, Objetivismo y Posmodernismo

Yo creo que no debemos dejar que el imprescindible reconocimiento de la subjetividad de las valoraciones y apreciaciones de la realidad nos arrastre a un delirante e irracional subjetivismo epistemológico ...porque aquellas valoraciones son de sujetos que pertenecen a la realidad sobre objetos que tambien pert enecen a la realidad , en función de las reglas y límites impuestos por la realidad...La realidad es nuestro punto de unión y nuestro espacio de reunión.- De otro modo estaremos realmente solos , cada uno en su "realidad" aislada , o muy mal acompañados , en patotas que pujan y confrontan a muerte por imponer relatos construídos por sus tribus .- El grave problema del posmodernismo es muy fácil de ver para quien quiere abrir los ojos, mirar y ver... pero el problema se auto-alimenta porque el posmodernismo autoriza a sus adoradores a no querer mirar ni ver otra cosa que su propia construcción (sea individual o colectiva) El tema es que yo puedo debatir con otro s

Sobre el origen de los derechos del individuo

Interesante diálogo con mi amigo Pero Gruyo acerca del origen y fundamentación de los derechos individuales: ------------------- Pero Gruyo: "Comandar a la naturaleza es obedecerla". "A es A" << La evolución humana sólo pudo, puede y podrá provenir del conocimiento científico, no de la mística. Al igual que el conocimiento de la naturaleza física, el mayor conocimiento de la naturaleza humana dió como resultado la noción de los derechos individuales. Los derechos individuales no son una creación artificial, sino el descubrimiento racioempírico acerca de las condiciones necesarias para la sobrevivencia del hombre y la sociedad humana en este mundo. Discutir esta noción equivale a discutir la ley de gravedad. Así como un cuerpo lanzado al aire, acabado su impulso, culmina atraído por un cuerpo de mayor masa, igualmente, cuando se desafía la noción de los derechos individuales, la sociedad se encamina a su colapso y sus individuos a la miseria y la muerte.