Ir al contenido principal

Solidaridad vs. Cooperación


La solidaridad está conceptualmente conjugada sobre un único atributo o pertenencia colectivo que funciona como enlace único: el gremio , la nacionalidad, la feligresía, el partido o hasta el color de piel. Incluso en el mejor de los casos que podría ser "la especie humana", la solidaridad se opone a la diversidad, que la diluye y erosiona. Mientras un único interés en común cohesiona,  todo el resto de intereses individuales antagoniza.

La cooperación, a diferencia de la solidaridad, no se cementa  en un atributo compartido y pernamente sino en intereses que varían no solo en función del individuo sino tambien en función del tiempo y el contexto para un mismo individuo. Los individuos que se asocian para cooperar no necesitan compartir los mismos intereses o atributos sino que estos intereses resulten  sinérgicos y complementarios en un punto del espacio y el tiempo. La diversidad es la gran amiga de la cooperación, la nutre, la fortalece y la mantiene siempre fresca.
  
El único punto de contacto de la solidaridad con el interés de cada individuo es el que hace al atributo compartido. como adhesivo social es débil, seco y rígido. 

La cooperación en cambio enlaza en forma perfecta los intereses individuales  en infinitas combinaciones y variantes que se adaptan continuamente en el devenir. Como adhesivo social la cooperación es flexible y adaptable y por esta razón nunca se reseca ni se debilita.

La solidaridad requiere de la imposición para atenuar los efectos erosionantes de la diversidad. Su medio es la uniformidad impuesta y el autoritarismo . La imposición puede provenir del gobierno, de la religión o de la misma sociedad civil en forma de "corrección política" o moralina sin fundamento.  

La cooperación, por el contrario, florece con la libertad, se nutre de la diversidad y se marchita con la imposición. Su ambiente es la libertad  y sus instrumentos son la libre asociación, la libre expresión, la libre circulación y el libre comercio. 




Comentarios

Entradas populares de este blog

El mercado libre: un tema de sistemas

Ésto no es un tema de economía, es un tema de SISTEMAS: Todo control o manipulación de precios , incluyendo todo control o manipulación de precios de cualquier moneda, es lisa y llanamente destrucción de la información que es vital e imprescindible para que las cosas funcionen y converjan hacia el interés general, que no es otra cosa que la agregación e intersección de los intereses individuales que se expresan como interacción de las valoraciones subjetivas en los precios libres. Los enemigos de la libertad y los intermediarios de la miseria y la limosna lograron instalar la completa falacia de que sin planificación centralizada las economía queda librada al azar, sin control inteligente. Pero es todo lo contrario: el mercado libre no está impulsado por el azar , ni por el viento ni por un juego de dados sino por la agregación de las inteligencias,  intereses, necesidades y deseos individuales de millones de personas interactuando . La "cantidad" de inteligencia y

El liberalismo no es para aristócratas

La burguesía no emergió de entre los ricos y los nobles sino de entre los pobres . No le disputó tierras y medios de producción y capacidad de acumulación de capital a los pobres, ni a los campesinos , sino a la aristocracia, la nobleza y al clero asociado . La característica saliente del capitalismo liberal no es la acumulación de riqueza por parte de los ricos y poderosos.. éso sucedió durante toda la historia de la humanidad. La novedad que se introduce en la modernidad y con el capitalismo liberal es que que puedan acumular capital y hacerse de medios de producción los pobres, los artesanos, los productores, los comerciantes, los profesionales y todos los demás, sin necesidad de pertenecer a la nobleza ni al clero. A sabiendas o no e independientemente de sus intenciones,  lo que el papa Francisco, el "socialismo del siglo XXI" y el populismo latinoamericano   propugnan con su anticapitalismo y su antiliberalismo es la reversión de ese proceso y la restauración de las

Subjetivismo, Objetivismo y Posmodernismo

Yo creo que no debemos dejar que el imprescindible reconocimiento de la subjetividad de las valoraciones y apreciaciones de la realidad nos arrastre a un delirante e irracional subjetivismo epistemológico ...porque aquellas valoraciones son de sujetos que pertenecen a la realidad sobre objetos que tambien pert enecen a la realidad , en función de las reglas y límites impuestos por la realidad...La realidad es nuestro punto de unión y nuestro espacio de reunión.- De otro modo estaremos realmente solos , cada uno en su "realidad" aislada , o muy mal acompañados , en patotas que pujan y confrontan a muerte por imponer relatos construídos por sus tribus .- El grave problema del posmodernismo es muy fácil de ver para quien quiere abrir los ojos, mirar y ver... pero el problema se auto-alimenta porque el posmodernismo autoriza a sus adoradores a no querer mirar ni ver otra cosa que su propia construcción (sea individual o colectiva) El tema es que yo puedo debatir con otro s